La Inspección de Trabajo ya no exigirá el registro de la jornada a diario

La autoridad no renuncia a seguir controlando a las empresas

Compartir