Por fin, mano dura contra la morosidad

Medidas coercitivas para hacer cumplir la ley de 2004

Compartir