Electrificación: Europa apuesta por la independencia energética y la competitividad

La escalada de los precios del gas, que se ha acelerado especialmente a raíz del ataque a Ucrania, ha disparado la factura energética de hogares y empresas en toda Europa y ha puesto a la economía del Viejo Continente ante un reto urgente: asegurar su independencia energética y avanzar en la electrificación de la economía a partir de energías renovables.

Compartir

En la actualidad, aproximadamente el 40% del gas que llega a Europa procede de Rusia y en el caso de España ese porcentaje es del 10%, cifras suficientes para alterar el mercado. Y este gas, utilizado en la producción de electricidad en las centrales de ciclo combinado, es en estos momentos determinante a la hora de fijar el precio de la luz, hasta el punto de que el 85% del incremento de esa subida que estaba experimentando se debió a la escalada de los precios del gas. Por cada euro que sube esa materia prima, sube dos euros el precio en el mercado mayorista, el famoso pool eléctrico.